Cómo combinar colores en tus presentaciones

Las presentaciones tienen multitud de usos y son ideales, principalmente, para transmitir conocimientos o mostrar conceptos de manera visual para lograr que el público pueda entender mejor lo que le estás contando.

Además de eso, también son capaces de comunicar sensaciones. ¿Te estás preguntando cómo? Pues la clave reside en los colores, ya que estos son capaces de infundir un estado de ánimo determinado con tan solo verlos. Suena a fantasía, ¡pero es la verdad!

En este artículo te vamos a contar un poco más acerca de los colores y la “magia” que pueden obrar en tus diapositivas. ¿Quieres saber qué tonos elegir? ¿Cómo debes combinarlos? ¿Y cuáles son las tendencias actuales? ¡Sigue leyendo y encontrarás las respuestas!

La paleta de colores

Antes de entrar en más detalles, primero hay que hablar de la paleta de colores. Para definirlo de manera concisa, no es más que el conjunto de los colores que vayas a usar. En función de cuántos uses (y cuáles), estas paletas tienen varias denominaciones, conocidas como esquemas de color, según la ubicación de dichos colores en el círculo cromático. Veamos los más comunes:

Colores monocromáticos

Una paleta monocromática contará con un único color y sus distintos matices. Se pierde en variedad, pero se gana en consistencia. Tendrás que usarlo para un propósito determinado, ya que puede resultar monótono. Te ofrecemos un ejemplo de la plantilla de Slidesgo Tesis de historia del arte.

Colores complementarios

Este tipo de paleta utiliza colores que están en lados opuestos del círculo cromático. Para simplificarlo, el rojo es el color opuesto al verde, el azul es el opuesto al naranja y el amarillo es el opuesto al violeta. Esto te proporciona un contraste notable en tus diapositivas, lo cual te sirve para resaltar ciertas partes de tu presentación. He aquí un ejemplo de la plantilla Equinoccio primaveral, que usa como colores complementarios el azul y el naranja.

Colores análogos

Una paleta con colores análogos utiliza tonos que están contiguos en el círculo cromático. Por poner un ejemplo, el naranja, el amarillo y el rojo son colores análogos. Este tipo de esquema tiene la ventaja de que ofrece una consistencia parecida al esquema monocromático, sin llegar a ser tan monótono como este. Observa este ejemplo de la plantilla Biografía de Malcolm X, que usa como colores análogos el amarillo y naranja.

Colores triádicos

Esta paleta utiliza tres colores cuya posición en el círculo cromático hace que formen un triángulo equilátero. No proporciona un contraste tan marcado como el esquema de colores monocromáticos, pero sí que permite encontrar un equilibrio entre ellos con mayor facilidad. Te mostramos un ejemplo de la plantilla Sesiones de terapia y psicología, en la cual se ha usado el rojo, el azul y el amarillo.

La armonía de color

Es conveniente que los colores funcionen bien juntos. Esto quiere decir que es mejor no elegirlos al azar, sino que deben responder a algún tipo de necesidad.

Para ello, puedes fijarte en alguno de los esquemas que hemos mencionado anteriormente, o bien puedes guiarte por las propiedades de matiz, brillo o saturación.

El matiz es lo que diferencia un color de otro y nos permite diferenciarlos. Por ejemplo, un rojo y un azul tienen matices diferentes.
El brillo define si es más o menos oscuro el color. Se entiende como la capacidad para reflejar la luz blanca que tiene un color.
La saturación es el grado de pureza de un color. Esto define su relación en la escala del blanco o negro. Un color más saturado será más fuerte, mientras que uno menos saturado tendrá una tonalidad más débil.

Si necesitas más información sobre la armonía de color o simplemente necesitas inspirarte algo más, puedes consultar este otro artículo.

El contraste entre los colores

De igual manera que elegir colores parecidos ayuda a crear uniformidad, el contraste hace que, en conjunto, dos o más tonos “marquen su propio territorio” dentro de una diapositiva. Esto, como ya hemos dicho, te facilita destacar algún elemento que quieras que el público observe con total seguridad.

El esquema recomendado para conseguir contraste es el complementario, ya que utiliza colores que son opuestos en el círculo cromático.

De hecho, suele ocurrir que un color cálido tenga como opuesto un color frío. ¿Qué es eso de los colores cálidos y fríos? ¡Pues eso mismo te explicaremos a continuación!

Colores fríos

Los colores fríos van desde el verde y el azul hasta el violeta. Quizás por semejanza con la temperatura, estos tonos suelen transmitir una sensación de tranquilidad y relajación. Si lo que quieres es que el público esté en calma mientras ve tu presentación, son los más adecuados.

En Slidesgo hay plantillas que se centran en los colores fríos. Veamos un par de ejemplos de la presentación Trastorno límite de la personalidad.

Al tratarse de unas diapositivas de temática médica, siempre viene bien suavizar el tono para que todas aquellas personas a las que va dirigida la presentación tengan una mejor predisposición. En esta diapositiva de introducción, bastaría con introducir un breve texto que resuma sobre qué vas a hablar. Los colores harán el resto en lo que respecta a determinar la atmósfera apropiada.

Como es una presentación sobre el trastorno límite de la personalidad, puede ser útil para tu público indicarles una serie de síntomas o detalles que ayuden a identificar posibles casos. Además, el hecho de utilizar una infografía te facilita la representación de varios conceptos al mismo tiempo (en este ejemplo, seis síntomas distintos).

Colores cálidos

Los colores cálidos son los encargados de despertar las emociones latentes en los espectadores. Evocan pasión y energía; son los mejores para que el público no se quede dormido. Entre los tonos cálidos se encuentran el rojo, el naranja y el amarillo.

Como no podía ser de otra manera, Slidesgo cuenta con presentaciones en las que brillan los colores cálidos. Vamos a enseñarte algunos ejemplos de la plantilla Juego de cartas de preguntas trampa.

Esta plantilla en particular trae varias diapositivas con juegos. ¿Buscas que el público se implique y participe? Atrae su mirada a la pantalla gracias a los colores cálidos. Optar por varios matices diferentes de naranja puede ser una gran idea.

¿Quieres dar paso a una nueva sección? Utiliza una slide como esta, que combina una ilustración de gran tamaño con el título y el número de dicha sección. Y, gracias a los colores, ¡el espectador esperará con ansias que le ofrezcas más contenido!

Tendencias de colores

Si algo caracteriza al equipo de Slidesgo, es la atención al detalle y al hecho de estar siempre a la última en cuanto a diseño. Para estar al tanto de las últimas plantillas que hay para descargar, puedes visitar la página de Recientes. ¡Todos los días hay contenido nuevo, así que asegúrate de pasarte por la web con regularidad para no perderte nada!

Una de las ventajas de pertenecer a la familia de Freepik Company es que puedes encontrar multitud de recursos extra para las presentaciones, desde imágenes e iconos hasta fotografías o fondos.

¡Y aún hay más! Si quieres conocer las tendencias que van a predominar en el 2021, puedes leer este artículo y enterarte de todo. Encontrarás recomendaciones para cada tipo de recurso, así que ¡seguro que hay algo que te servirá de inspiración, sea cual sea el proyecto en el que estés trabajando!